¡Amantes del huevo, de disfrutar en la cocina y de la comida saludable! Esta receta es para todos vosotros, incluidos aquellos que se están iniciando en la cocina. 

Acabar con el mito de que comer saludable es costoso tanto en tiempo como en dinero, es uno de los propósitos de #MamáGallina, por eso estamos aquí, esta vez con una delicia de receta super útil y que no te llevará más de 10 minutos.

 

Vamos a necesitar:

  • Espinacas frescas al gusto
  • 2 Huevos de corral 🥚
  • 2 Rebanadas del pan que prefiramos
  • AOVE y Sal

 

1- En primer lugar, ponemos a tostar el pan

2- Echamos un puñado de espinacas en una sartén previamente engrasada con un poco de aceite y salteamos. Podemos echar cualquier especia al gusto; en nuestro caso sal y pimienta.

3- En un cazo con agua hirviendo vertemos un huevo crudo mientras removemos el agua con una cuchara de madera en una misma dirección. Al introducir el huevo no dejamos de remover hasta que esté hecho. Sacamos el huevo con ayuda de una espumadera y lo emplatamos en la tostada previamente cubierta con la cama de espinacas.

4- Repetimos el procedimiento con el siguiente huevo.🍳

*Para todo aquel que le resulte más fácil, el huevo poché podrá hacerse con ayuda de un film transparente creando pequeños saquitos que dejaremos hirviendo en el agua durante 4 minutos.